El mito de promoteo

Prometeo, el titán, tenía buenos sentimiento hacia la humanidad y siempre quería lo mejor para estos seres que los dioses consideraban como inferiores. Por ello utilizaba su astucia para mejorar la vida de los hombres.

Prometeo y Zeus

La primera vez que Prometeo engaño a Zeus fue cuando al sacrificar un buey, lo dividió en dos partes, por un lado, aparto las vísceras y la carne y por otro lado, acumulo los huesos con una capa de grasa encima.

Prometeo ofreció a Zeus elegir su parte, como rey de los dioses, y este eligió la parte de los huesos sin saberla. Desde entonces cuando los humanos realizan un sacrificio a los dioses, se quedan con la carne para comerla y los huesos son quemados en honor de las deidades.

Zeus indignado por esta treta, no le gusto el resultado y castigo a los hombres retirando el fuego de sus vidas para que no pudieran cocinar la comida y sufrieran el frio de las noches y los inviernos.

Prometeo roba el fuego

Prometeo no estaba feliz con tal decisión entonces robo fuego de la fragua del taller del Dios Hefestos y la compartió nuevamente con los hombres.

Al conocer Zeus lo sucedido, ardió en cólera y mando traer a Prometeo para castigarlo cruelmente pues lo condeno a estar encadenada en una montaña para la eternidad. En este lugar un águila lo visitaría cada día para comer su hígado, como Prometeo era inmortal le crecería nuevamente en la noche y el ciclo se repetiría por siempre. Fue Hércules a cambio de conocer cómo conseguir las manzanas del jardín del Hespérides mató al águila con sus flechas y liberó a Prometeo.

A los hombres Zeus también los castigo por aceptar el fuego y lo haría mediante el mito de Pandora.

Resumen del mito de Prometeo

La historia de Prometeo habla de la necesidad de pensar en los demás. A pesar del dolor que le fue infringido jamás se arrepintió de la ayuda que había realizado

Significado del mito de Prometeo

Los humanos no deben ser egoístas y pensar en los demás. Así como una persona busca su felicidad, los demás también las buscan, así que ayúdales y comparte lo que tienes por el bien común.

El mito de Prometeo para niños

También te gustará:

Deja un comentario